Se habla mucho de que el nivel de los españoles a la hora de aprender idiomas es muy bajo. Ahora es el momento de acabar con esta etiqueta que se nos ha puesto y tratar de superar esta materia pendiente.

En los tiempos que corren, debemos aprovechar las circunstancias, utilizando este tiempo que forzosamente tenemos libre en casos como los de desempleo, reducción de jornada laboral, etc. y darnos la oportunidad que no hemos tenido antes para estudiar un segundo o tercer idioma, que en un futuro nos será de gran ayuda para encontrar un mejor puesto de trabajo.

En esta sociedad globalizada, la necesidad de aprender un idioma cobra vital importancia. Es ya una realidad que el inglés se está convirtiendo en un importante requisito en muchas ofertas de trabajo, sobre todo en las que ocupan puestos de niveles medios y altos. Por ello, si has de empezar a aprender un nuevo idioma te recomendamos que comiences con el inglés, pues es el más utilizado en el mundo de los negocios.

En grandes compañías muchos cursos de formación se imparten en inglés, por lo que solamente el personal cualificado tendrá la oportunidad de formarse y con ello enriquecer su currículum que le ayudará en un futuro a mejorar laboralmente.

Por otra parte, muchos manuales y libros técnicos sólo son editados en idiomas extranjeros, principalmente en inglés, así que si queremos estar a la vanguardia en nuestro campo de trabajo debemos actualizarnos constantemente.

No te conformes con aprender sólo un idioma, cuando termines con el inglés, sigue estudiando francés, alemán o incluso chino, este último está siendo un idioma muy valorado en los negocios debido a que el mercado chino representa el mayor potencial consumidor del mundo.

Cuando trabajas para una compañía internacional es muy importante conocer al menos dos idiomas extranjeros, pues el tener la capacidad de poder tratar con clientes de otros países es una gran ventaja que es tomada muy en cuenta tanto por tus directores como por los clientes, pues les demostrará tu profesionalidad. Además te permitirá tratar y conocer otras culturas a través de ellos, lo cual resulta una experiencia muy enriquecedora.

Capacidad de negociar

En cualquier negociación con empresas en el extranjero, es de suma importancia dominar el idioma de nuestro interlocutor, si tenemos esa capacidad, además de darnos seguridad, podremos dominar mejor la situación.

Siempre podemos negociar con los clientes haciendo uso de un intérprete, que resulta de gran ayuda, pero ralentiza el proceso de negociación. Además muchas veces es imperativo tener un encuentro previo o posterior al acuerdo comercial, en un plano más personal, como sería en el marco de una comida o cena. Nuestros interlocutores se sentirán más a gusto hablando en su propio idioma en una conversación más distendida fuera del ambiente de negocios.

Por estas razones te animamos a adentrarte en la inigualable experiencia de aprender idiomas, verás que todos son ventajas, incluso en el plano personal te dará muchas satisfacciones.

Consulta nuestro apartado de Adultos en la Web para conocer más detalles de nuestros cursos: https://www.cie.es/programas/cursos-extranjero-adultos